Publicado:
October 26, 2021

Las PyMEs en México: Retos e importancia

Por
Carolina Lizarazo
Revisado por
Tiempo de lectura:
27 min

Introducción

Las micro, pequeñas y medianas empresas forman un segmento importante de la economía, particularmente a nivel nacional, pues generan un gran aporte en cuanto a productos y servicios. Así como también poseen una capacidad única de adaptarse a las nuevas tecnologías, la sociedad y los cambios de tendencia.

Es por esto que en México el gobierno crea programas para aumentar la participación de las PyMEs en el mercado nacional e internacional. Las PyMEs promueven el desarrollo económico, la expansión del mercado, la generación de empleos y una distribución de riqueza más equitativa.

En el caso de la economía mexicana, las PyMEs representan una gran cantidad de las empresas del país, como se verá a continuación. Por ende, también representa una gran parte de la actividad económica de la nación.

Te invitamos a que conozcas más de las PyMEs, ¡sigue leyendo para aprender lo que necesitas saber!

Qué son las PyMEs

Las pequeñas y medianas empresas, también conocidas como PyMEs, son aquellas que cuentan con un personal laboral no mayor a 250 trabajadores en total, un volumen de negocios moderado y un menor acceso a recursos o herramientas en comparación a las grandes empresas o franquicias.

De hecho, de acuerdo a la banca de desarrollo Nacional Financiera, o NAFIN, en función de estas características las PyMES se diferencian en tres clases principales, determinadas por su ganancia y número de empleados:

1. Microempresas

Ocupan menos de 10 personas empleadas y un volumen de negocios que no supera los 4 millones de pesos en ventas anuales.

2. Pequeña empresa

Su personal laboral varía entre los 15 a 100 empleados y suele alcanzar un balance general anual de 100 millones de pesos.

3. Mediana empresa

Con un personal que ronda entre los 100 a 250 empleados, las empresas medianas pueden lograr ventas valoradas anuales hasta los 250 millones de pesos.

De hecho, en la actualidad el término PyMEs ha pasado a incorporar a las microempresas, siendo usado también el término MIPyMEs.

Ya que entendimos la división de las PyMEs de acuerdo a su número de empleados, ahora podemos categorizarlas conforme el tipo de recursos que tienen disponibles. Dentro de esta modalidad existen tres categorías que permiten definir a una empresa como PyME o no:

1. Empresa autónoma

La más frecuente, ya que se trata de un negocio independiente y con una escasa o nula participación de otras empresas.

2. Empresa asociada

Existe una relación del 25% al 50% con otros negocios del sector empresarial.

3. Empresa vinculada

La participación con otros negocios supera el 50%, siendo el caso más habitual el de algunas franquicias.


Ventajas y desventajas de las PyMEs

Como cualquier gran empresa, el tener un pequeño o mediano negocio puede traer consigo una serie de ventajas y desventajas dentro del mundo empresarial.

Ventajas:

  • Mayor cercanía con tu clientela: sin duda una de los principales beneficios de las PyMEs, ya que podrás conocer de manera directa las necesidades de tus clientes y ofrecer un servicio más personalizado.  Esto da una sensación de valoración e importancia a los usuarios que genera una fidelidad comercial a largo plazo.
  • Flexibilidad y facilidad en la toma de decisiones: en este sentido, la reestructuración y adaptación permitirá a las PyMEs lograr una mejor gestión a los cambios que pueda sufrir el mercado. Estas empresas, al contar con equipos relativamente reducidos, cuenta con una jerarquización sencilla. Esto permite acatar decisiones con mayor facilidad y solucionar posibles incidencias o errores, logrando una mayor participación de los trabajadores del equipo.
  • Participación de todo el equipo: el líder o empresario involucra a todos los empleados para lograr una mayor cohesión emocional y profesional con los objetivos del negocio.

Desventajas:

  • Financiación: en comparación a las grandes empresas, los pequeños y medianos comercios tendrán una mayor limitación a la hora de ampliar su capital o acceder a instrumentos financieros, dificultando su crecimiento económico.
  • Dificultad para posicionarse dentro del mercado: a pesar de existir excepciones, las pequeñas y medianas empresas tienen mayores obstáculos a la hora de crecer, ocasionando una menor posibilidad de expansión y posicionamiento en el mercado frente a las grandes empresas.

Esto está parcialmente relacionado con la falta de financiación, que puede dificultar la creación de campañas de publicidad masivas que ayudarían que las PyMEs logren llegar y captar a posibles consumidores de la marca.

  • Inversión limitada en la tecnología y talento:  los cambios tecnológicos y la captación de personal capacitado es otra de las grandes limitaciones de las PyMEs al no poder beneficiarse de las economías de escala.

El panorama de las PyMEs en México

En el caso de México, las pequeñas y medianas empresas representan el motor económico del país, con casi 4.1 millones de PyMEs de acuerdo a la investigación realizada por el Instituto Nacional de Estadística, Geografía e Informática (INEGI). Las PyMEs aportan un 42% del Producto Interno Bruto (PIB) y generan el 78% del empleo nacional.

Específicamente, dentro del porcentaje de las MIPyMEs en México, el 95,4% representan microempresas, mientras que un 3,6% se relaciona con pequeñas empresas y otro 0,8% a los comercios medianos.

Así, siendo un motor importante para México, las pequeñas y medianas empresas abarcan diferentes sectores y necesidades para la población, siendo las más relevantes las del sector de comercio, industrias y servicios.

Y es que debido a su cercanía con grandes potencias económicas como los Estados Unidos, México es un atractivo para aquellos que buscan emprender en nuevos mercados que generen un impacto económico a nivel local y que permitan el intercambio comercial internacional.

Suscríbete para recibir nuestros próximos artículos
Suscribirme

Retos y desafíos de las PyMEs mexicanas

A pesar del impacto en el crecimiento económico de México, la realidad es que las micro, pequeñas y medianas empresas no están exentas de los desafíos que pueden ocurrir ante la volatilidad y competitividad del mercado. Destacan en particular cuatro retos y con ellos posibles soluciones para afrontarlos:

1. Falta de acceso a crédito

De acuerdo a un estudio realizado por la empresa financiera Konfío, 7 de cada 10 empresarios mexicanos señalan la falta de acceso a crédito como la principal limitante de crecimiento, ya sea para: invertir en materia prima, maquinaria, ampliar el negocio, pagar deudas o invertir en publicidad y marketing.

En este sentido, los empresarios deben buscar apoyo en instituciones como la Secretaría de Economía u otros entes financieros para el desarrollo económico, ya que de acuerdo al informe realizado por el Banco de México, casi 47% de las empresas rehúyen a los créditos bancarios por las altas tasas de interés.

Por tanto, una de las posibles soluciones para esto sería la planificación de una estrategia a largo plazo, que permita obtener una financiación estable que logre el crecimiento y la liquidez necesaria para que el negocio logre enfrentarse a las adversidades del mercado alcanzando un nivel de buenas ventas anuales.

2. Mayor vulnerabilidad ante las crisis

Sin duda, una de las principales desventajas de las PyMEs es la poca capacidad de respuesta que pueden tener en los momentos más complicados a nivel económico.

Un ejemplo de fracaso por crisis puede ser la empresa Idea Interior, un negocio mexicano que cuyo concepto buscaba ser un sustituto de Ikea. El negocio se vio  afectado por la  dolarización de sus productos y la crisis de vivienda mexicana del año 2014. Así como este caso hay muchos otros que demuestran la dura realidad de que las PyMES siempre se ven golpeadas en momentos de crisis.

No obstante, gracias a su flexibilidad y cercanía a los clientes, las pequeñas y medianas empresas tienen la ventaja competitiva de adaptarse y responder a la demanda de las personas.

3. Problemas en la capacitación

Los recursos humanos son otra de las tareas pendientes para las PyMEs, ya que de acuerdo al estudio realizado por el INEGI, 7 de cada diez empresas no impartieron capacitación a sus empleados por asegurar que ya contaban con las habilidades adecuadas o porque el coste de ello es elevado.

Asimismo, la carga laboral y la mala gestión del personal puede tener un impacto directo en los resultados del negocio. Por lo tanto, es necesario aprender a liderar, especialmente ante el auge de los trabajos en remoto, y mantener la cohesión de todos los miembros del negocio, a través de buenos canales de comunicación y de ofrecer beneficios a los empleados.


4. Inversión tecnológica

De acuerdo con el Consejo Nacional de la Población (CONAPO), México cuenta con casi 127 millones de habitantes, de los cuales cerca de 81 millones de personas tienen acceso a Internet.

Ante el auge de las plataformas digitales y el aumento del e-commerce, se predice un crecimiento de 54% en ventas digitales para el 2023, cuya mayoría, 61%, serán realizadas por dispositivo móvil. Es por esto que, dentro de muchos comercios, el desarrollo e inversión de herramientas tecnológicas dentro de las PyMEs supone otro de los grandes retos por afrontar.

Con la digitalización, las empresas podrán aprovechar los beneficios de comercializar en línea, mediante una correcta estrategia de marketing que promocione y publicite sus productos y servicios.

Uno de los sectores de inversión tecnológica puede ser el paso al mundo digital con la modalidad de tienda en línea, siendo esta una de las modalidades de mayor actividad y desarrollo económico de la actualidad. Usando herramientas como Conekta, donde ofrecemos servicios, apoyo de calidad y seguridad en cuanto a pagos digitales se trata, se puede aprovechar el auge de las plataformas digitales.

La importancia de las PyMEs para la economía del país es cada vez mayor, es por esto que conocer y apoyar este modelo de negocios es muy importante para el desarrollo económico nacional.

En México hay grandes ejemplos de éxito de la pequeña y mediana empresa, como lo son Abeja Reyna, Cielo Abierto Café o Hilo de Nube Oaxaca. Grandes compañías de las cuales podemos guiarnos, o tener en cuenta al momento de actuar como cliente.

En este mundo globalizado, debemos considerar a las PyMEs como pequeñas empresas, generalmente de naturaleza familiar que procuran ofrecer un producto de calidad para el mercado local, para aumentar la calidad de vida de la familia y su localidad.

Estas empresas le dan vida y variedad a la economía del país, en el caso de México, se puede decir que estas pequeñas empresas son la parte más importante de la  economía, el motor financiero. Así mismo los PyMES también deben ser  reconocidos por la calidad de sus productos o servicios y la  filosofía de trabajo en la que muchas de estas empresas familiares se basan.


Todas las marcas comerciales mencionadas en el presente artículo, diversas a CONEKTA®, son propiedad de sus respectivos titulares y no necesariamente tienen asociación o relación con GRUPO CONEKTAME, S.A. DE C.V.

Las marcas comerciales referidas son citadas con el único fin de ejemplificar y describir productos y/o servicios específicos que fueron objeto del presente artículo. La mención de estas marcas no implica ninguna alianza o relación comercial con sus titulares ni desprestigia los productos o servicios que amparan. El presente artículo tiene una intención informativa y no es una oferta de productos ni servicios. No se garantiza la veracidad de la información debido a que puede contener elementos obtenidos de fuentes públicas.

Términos y Condiciones Promoción

Bibliografía

Escrito por:
Carolina Lizarazo
Brand Manager

Carolina Lizarazo, Lead del equipo de brand. Egresada de la Universidad de La Sabana, Bogotá, Colombia, con 8 años de experiencia en Brand, Marketing digital, y e-commerce. https://www.linkedin.com/in/carolina-lizarazo-cuellar/

Revisado por:

Sigue aprendiendo

Suscríbete para recibir las últimas noticias.